Veredicto OVNI (R. Sheaffer, 1980)

Análisis deVíctor Martínez2011

Portada "Veredicto OVNI", edición inglésPortada "Veredicto OVNI", edición español
Portadas: edición en inglés y edición en español

Título original (1980): THE UFO VERDICT. Examining the evidence

VEREDICTO OVNI. Examen de la evidencia
Robert Sheaffer
Susaeta (Tikal), Gerona, 1994

En ausencia de traducciones de los famosos trabajos de Klass o Menzel, "Veredicto OVNI" constituye la única obra extranjera editada en España que analiza el tema OVNI globalmente partiendo de un marcado carácter escéptico. Tanto es así, que Sheaffer dedica su trabajo a tratar de explicar supuestos sucesos enigmáticos mediante errores de percepción u otras convencionalidades, y a exponer por qué según su opinión la ufología es algo carente del mínimo rigor científico.

Los veintidós capítulos que componen el trabajo se presentan bien caracterizados, pues cada uno de ellos está dedicado a exponer un caso o aspecto diferente del fenómeno. Así, análisis críticos de sucesos famosos como los avistamientos de Exeter (1965), la abducción del matrimonio Hill (1961), estudios generales sobre la metodología usada en la ufología, los casos de encuentro cercano o las fotografías OVNI, además de otros hechos menores, componen el grueso del libro.

Los argumentos de Sheaffer están bien claros desde el comienzo de la obra, durante la cual se realizan numerosas comparativas de la ufología con la brujería, además de advertencias sobre la ausencia total de evidencias que soporten el fenómeno OVNI como algo que no se pueda explicar mediante confusiones, errores de percepción o fraudes. Es así cómo el autor saca a relucir sobre todo, explicaciones de tipo astronómico, con Venus como el principal protagonista. Uno de los varios ejemplos que Sheaffer da de ello es el avistamiento de Jimmy Carter, analizado al comienzo de la obra. Además, el autor lanza duras críticas a la comunidad ufológica, incluyendo a los investigadores más reputados como Allen Hynek, a los que acusa de poseer una desmedida credulidad. Por otro lado, uno de los más interesantes fragmentos del trabajo es aquel dedicado a discutir la dudosa fiabilidad de los testimonios humanos, los cuales contienen a menudo falsas memorias, errores de interpretación y otras carencias, que no siempre son tenidos en cuenta por los ufólogos.

A pesar de que la obra contiene interesantes ideas, las cuales deberían servir como inspiración para estudiar convenientemente las hipótesis astronómicas o la veracidad de un testimonio a la hora de investigar un avistamiento, lo cierto es que las negativistas posturas de Sheaffer acaban por arruinar gran parte del trabajo. Tal es así, que el capítulo dedicado (supuestamente) a analizar los encuentros cercanos del primer tipo, se basa íntegramente en el análisis del avistamiento, bastante lejano, de Jimmy Carter. Los numerosos encuentros cercanos con objetos de grandes dimensiones, que tanto abundan en casuísticas como la argentina, la española o la francesa, son omitidos. Precisamente, una de las carencias del trabajo es que el mismo basa sus negativas conclusiones sobre los OVNIs en una casuística americana sesgada, mostrando un gran desconocimiento de las referencias bibliográficas de otros países. Asimismo, aspectos tan importantes como las huellas o depresiones sobre el terreno, son despachadas en una página y media haciéndose mención de los círculos causados por hongos. Y el análisis de encuentros cercanos del tercer tipo es en realidad una crítica de la abducción de los Hill, ignorándose de forma descarada la multitud de avistamientos de objetos con presencia de humanoides que existen en la casuística mundial.

Aunque no se esté de acuerdo con gran parte de las ideas y análisis expuestos en el libro, es necesario conocer las opiniones de aquellos que piensan que el 100% de los casos esconde detrás algún fraude o confusión con Venus u otros estímulos, y que el movimiento OVNI es "una reacción en contra de la ciencia y la razón". Para ello, la obra de Sheaffer es un buen referente acerca de los argumentos básicos de esta vía de pensamiento. No obstante, el trabajo está muy lejos de ser el estudio científico y riguroso del fenómeno OVNI que quiere pretender, constituyendo finalmente, una obra de falso escepticismo y análisis parcial, que va precisamente en contra de aquello que tanto promulga: la ciencia.

Valoración:     

LIBROS SIMILARES